Caja de herramientas para la creación e innovación en cualquier ámbito

Estándar

La innovación o creación de la novedad es, en sí, una actitud, una predisposición a combatir la inercia de lo que es, a ir contra los dogmas de lo que se cree alterando, intencionalmente la ausencia de reflexión; consiste en el acto de hacer lo nuevo, o rehacer lo viejo de una manera novedosa. Existe el mito de que crear es un hecho independiente, la creencia de que la inspiración como el don mágico del inventar espontáneo surge de la intuición, iluminación, genialidad o inspiración. Sin embargo, crear es un acto que conlleva una operación intencional que se provoca al mediar cierto grado de fluidez mental y a la vez consciente. Es por eso que me propuse considerar el siguiente catálogo inacabado de recursos, técnicas o herramientas mentales que podríamos utilizar en cualquier ámbito en el que nos propongamos gestar algo nuevo.

La creación o innovación básica (¿por qué no llamarla “primitiva“?) podría considerarse que emerge del uso de las cuatro operaciones fundamentales de la matemática: sumar, restar, multiplicar y dividir:

  • Con la suma podemos agregar o agrandar;
  • Con la
  • resta, achicamos, eliminamos partes de un todo o las hacemos independientes;

  • Con la multiplicación, replicamos entes convirtiéndolos enenjambres hormigueantes;
  • Con la división, desmembramos reindividualizando.

Yendo un poco más allá en esta exploración metodológica, podemos incorporar muchas más posibilidades a la operación lógica del innovar/crear:

  • Combinar / mezclar / hibridar: sinergizar dos o más objetivos u objetos engendrando nuevos atributos;
  • Injertar: uniendo partes de elementos totalmente inconexos;
  • Fundir: fusionando elementos inconexos;
  • Separar: partes de elementos conexos;
  • Abstraer: identificar patrones más amplios o expandidos, con el fin de provocar saltos holoárquicos;
  • Transponer: tomar ideas ya establecidas y llevarlas a nuevos dominios de la realidad;
  • Transformar / Transubstanciar: ver viejos problemas desde una nueva perspectiva; convertir una cosa en otra;
  • Congelar: petrificar lo móvil fosilizándolo. Convertir los soft en hard;
  • Destilar: lo que llevaría a una simplificación a lo esencial;
  • Especializar: para hacer hincapié en una característica existente;
  • Reordenar: alterar el orden de los elementos, procesos y redistribuirlos;
  • Invertir: cualidades de dos elementos;
  • Oponer: contraponiéndose a un modelo existente;
  • Provocar: más que resolver, crear problemas nuevos como una oportunidad a encontrar soluciones nuevas;
  • Materializar: lo abstracto;
  • Extender: una particularidad amplificándola por sobre lo demás;
  • Mortificar: Cambiar las reglas del juego, lo que cambiaría la definición del problema más que su resolución;
  • Biomimetizar: imitar a la naturaleza aprovechando la “sabiduría” de la evolución;
  • Humanizar: objetos o cosas inanimadas;
  • Conversión analógico a digital y viceversa;
  • Atormentar: sugerir que existe una solución pero sin ofrecer pruebas;
  • Jugar: como forma de analizar y resolver conflictos en procesos. Los juegos combinan estrés, búsqueda de profundidad y emociones positivas dando lugar a las posibilidades creativas;
  • Restringir: Limitar los recursos para promover la eficiencia y las nuevas ideas;
  • Tener audacia: plegarse a lo imposible dejando que la razón no sea un obstáculo;
  • Colaborar: generar un proceso de comunicación con otros a partir del cual emerja la novedad fruto de la intelegencia/sabiduría colectiva;
  • Descubrir: la piedra filosofal de la innovación y creación

¿Qué otras posibilidades se les ocurren?

Complejidad e innovación

Estándar


La innovación no es más que la inteligencia grupal divirtiéndose.
Michael Nolan

Tal vez a esta altura de las circunstancias, sea un eufemismo decir que en el mundo actual la innovación es la clave para la supervivencia de cualquier organización que, como tal, se precie. La innovación pasa a ser un concepto que se encuentra en el corazón de uno de mis temas favoritos: las ciencias de la complejidad. Ya hace tiempo se sabe que los sistemas complejos adaptativos buscan activamente, y se auto-organizan en un estado que se encuentra entre el orden y caos. Un estado en el que lo que fue ya no es y lo que va a ser aún espera emerger. En la física de la complejidad dicho estado se denomina como “transición de fase“, se trata de un contexto en el que todos los observables, es decir, todas las variables sujetas a ser medibles tienen un comportamiento tal que la distribución estadística es una Ley de potencias (o “power law“), y los detalles locales de la dinámica se hacen irrelevante y es el comportamiento del sistema como un todo el que da lugar a la emergencia de un nuevo estado.

Algo similar ocurre con los procesos de innovación disruptiva, que acontecen en el “borde del caosjusto cuando las condiciones del sistema social, en que acontecen y las interacciones de los agentes participantes maximizan la adaptación al nuevo estado contextual.

La innovación es un fenómeno típicamente que acontece de abajo hacia arriba (bottom-up), es decir que no es un proceso que puede ser controlado de manera superestructural, sino que depende de numerosísimas condiciones de contexto que hace o no posible la emergencia del nuevo (des)orden innovado. Publicaciones como Complexity and Innovation in Organizations y Complexity Perspectives in Innovation and Social Change enfatizan que cualquier innovación que se realice está llamada a fracasar si se la gesta desde una estructura de administrativa y de gestión demasiado jerárquica basada en la opinión de expertos y no del clamor de la época en que intenta irrumpir. Toda aproximación estructural refleja una visión estrecha que procura crear una fantasía determinística en un ámbito que ciertamente es impredecible y es por eso que, desde ese mismo diseño conceptual, se acarrea la semilla del fracaso.

Las aproximaciones basadas en la complejidad nos muestran que la innovación no puede ser planificada sino que es el resultado emergente del contexto en el que acontece. Se trata de un proceso de auto-organización: abierto, fluido y orgánico. Sin embargo, para que ella tenga lugar, alguién (sea un emprendedor, sea una empresa u organización) debe incitar dicho proceso mediante la facilitación de conocimiento, creatividad, motivación, diversidad, personalidad y herramientas que se adapten al contexto en que podrían ser utilizadas.

Fuente: Basado y muy mejorado en Innovation is the Key to Survival

¿Querés compartir y contribuir a difundir este artículo entre otros?

Meméame Facebook TwitThis delicious StumbleUpon Bitacoras.com Fresqui Enchilame Wikio ES Google Technorati Envía esta historia a un amigo!
Digg reddit Spurl Magnolia Live Autobombeame Yahoo! MyWeb Blinklist Simpy Blogmarks Netvouz Startaid
Furl Shadows Smarking RawSugar Rojo Netscape Newsvine Mister Wong LinkArena Yigg Webnews folkd.com

Boton para agregar esto a favoritos socialesAgregar este boton de agregadores

La personalidad creativa

Estándar

De todas las actividades humanas, la creatividad es la más cercana a proporcionarnos una satisfacción tal que nos permite cumplir con todo lo que esperamos obtener durante nuestras vidas. Llamamos vida plena explosión. La gente creativa tiene la notable capacidad de adaptarse a casi cualquier situación y lograr con lo que disponen a su alcance la consecución de sus metas, particularmente, la felicidad.

La creatividad es una fuente central de sentido en nuestras vidas. La mayoría de las cosas que son interesantes, importantes y humanas son el resultado de la creatividad. ¿Qué nos hace diferentes del resto de las especies? Todo cuanto nos diferencia: nuestro lenguaje, nuestros valores, nuestra capacidad de expresión artística, de comprensión científica y la síntesis que se da a través de la tecnología es el resultado de la creatividad que yace en la condición humana.

Mihaly Csikszentmihalyi (chick-send-me-high) ha dedicado más de 30 años a la investigación de la creatividad buscando entender cómo las personas viven y trabajan, para hacer más comprensible el misterioso proceso por el que surgen las nuevas ideas y cosas nuevas. Según él, si se tuviera que expresar con una sola palabra lo que hace a la personalidad creativa diferente de los demás, es la complejidad. Un ser creativo, en lugar de ser un “individuo”, es “multitud efervescente”.

A continuación les dejo un resumen de los 10 rasgos característicos de la personalidad creativa:

  1. Las personas creativas tienen mucha energía física, sin embargo, suelen gustar del reposo silencioso. A pesar de trabajar muchas horas, concentradamente, rebosan un aura de frescura y entusiasmo que contagia. Con todo no son hiperactivas ya que saben matizar los ritmos de actividad y ocio
  2. Quienes son creativos suelen ser inteligentes a la vez que ingenuas, simultáneamente. Según parece, después de superado un cierto umbral en el coeficiente intelectual (aproximadamente 120), este no parece estar relacionado más con un rendimiento superior. Tal como lo analizó Howard Gardner al estudiar la personalidad de muchos genios creativos, una cierta inmadurez, tanto emocional y mental, pueden ir de la mano con el más profundo conocimiento ya que facilita el uso del pensamiento tanto convergente (que apunta a una solución específica frente a un problema) y como divergente (que consiste en la fluidez, flexibilidad , capacidad de cambiar y originalidad en la generación de asociaciones inusuales).
  3. La gente creativa combina juego y disciplina, responsabilidad e irresponsabilidad. No hay duda de que una actitud juguetona es típica de las personas creativas, sin embargo esta también posee una dosis importante de obstinación, paciencia y perseverancia.
  4. Las personas creativas alternan entre la imaginación y la fantasía, y un arraigado sentido de la realidad. Claro está, toda creación artística o científica es ir más allá de lo que ahora consideramos real, es crear una nueva realidad. Sin embargo, esta “fuga” a la imaginación no es ir a la tierra del nunca jamás. En general se cree que los artistas, músicos, escritores, poetas y pintores viven sumergidos en la fantasía, mientras que los científicos, políticos y empresarios son realistas. Esto puede ser cierto en términos de las actividades rutinarias. Pero cuando una persona comienza a trabajar creativamente todo ello cambia.
  5. Las personas creativas suelen ser extrovertidas e introvertidas. Los individuos creativos parecen mostrar ambos rasgos simultáneamente.
  6. Un creativo suele ser humilde y orgulloso al mismo tiempo. Los creativos son conscientes y respetuosas de la larga serie de contribuciones anteriores a ellas. Además, son conscientes del papel que desempeña la suerte en sus propios logros. Al mismo tiempo, saben que han logrado mucho; y este conocimiento les proporciona una sensación de seguridad e incluso el orgullo.
  7. Las personas creativas, en cierta medida, escapan a los rígidos estereotipos de género. Las personas creativas son más propensas a tener no sólo los puntos fuertes de su propio género, sino los del otro también.
  8. Ser creativo es ser a la vez rebelde y conservador. Es imposible ser creativo sin haber interiorizado un patrón cultural.
  9. La mayoría de las personas creativas son muy apasionadas de su trabajo, sin embargo, pueden ser muy objetivas sobre él también. Sin la pasión, más pronto que tarde pierden interés por la labor que realizan.
  10. La apertura y la sensibilidad de los seres creativos a menudo los expone al sufrimiento y el dolor, aunque también, a una gran dosis de diversión. El profundo interés que sienten y el deseo de participación en tareas que, a menudo, no tienen recompensa, puede hacerlos sentir aislados. Además, el pensamiento divergente que poseen pueden mostrarlos como delirantes o desviados para los demás, por lo que la persona creativa puede sentirse aislada e incomprendida. Pueden también experimentar un sentimiento de pérdida o vacío cuando, por alguna razón, no pueden trabajar y cuando sienten que la creatividad se diseca.

Me pareció muy interesante el carácter dual de muchos atributos de la personalidad creativa tal como la entiende Mihaly Csikszentmihalyi (chick-send-me-high). Como decía Oscar Wilde, uno contiene multitudes. Tal vez el acto creativo sea dejar que esas multitudes se coordinen en una suerte de crowdsourcing cognitivo. Quí lo sá…


Fuente: Basado en un resumen publicado en Psychology Today sobre textos del libro: Creativity: Flow and the Psychology of Discovery and Invention de Mihaly Csikszentmihalyi

¿Querés compartir y contribuir a difundir este artículo entre otros?

Meméame Facebook TwitThis delicious StumbleUpon Bitacoras.com Fresqui Enchilame Wikio ES Google Technorati Envía esta historia a un amigo!
Digg reddit Spurl Magnolia Live Autobombeame Yahoo! MyWeb Blinklist Simpy Blogmarks Netvouz Startaid
Furl Shadows Smarking RawSugar Rojo Netscape Newsvine Mister Wong LinkArena Yigg Webnews folkd.com

Boton para agregar esto a favoritos socialesAgregar este boton de agregadores

El Manifiesto Incompleto de Bruce Mau Design

Estándar

Bruce Mau Design es una empresa que se autocalifica como un estudio de diseño de cultura y negocios. Según se consta, está compuesto por expertos de las más diversas prácticas, como de la ciencia, las comunicaciones, la filosofía, la psicología, la economía, la arquitectura, el marketing y las artes. Se consideran que son diseñadores, visionarios, futuristas, activistas y con ciudadanía global.

Según comentan en su sitio web el objetivo que persiguen es diseñar el futuro, diseñar el cambio, orientando a la acción pertinente. Consideran que no se trata tanto de operar en el mundo del diseño, como de diseñar el mundo.

Desconozco qué es lo que hacen y cómo lo llevan a cabo, en concreto. Sin embargo, me han llegado a mi a través de un super interesante el manifiesto (incompleto) que resume sus ideas sobre el cambio, el diseño y la acción humana para cambiar, para evolucionar.

El manifiesto en mucho resume mis ideas, mis pensamientos, mis fantasias y mis anhelos, por eso, a partir de hoy me lo apropio, y por reciprocidad a ellos y a uds., se los dejo. Espero les agrade:

Manifiesto incompleto de Bruce Mau

  • 1. Permite que los acontecimientos te cambien. Tienes que estar deseando crecer. El crecimiento no es algo que te ocurre. Tú lo produces. Tú lo vives. Los requisitos del crecimiento son: que estés abierto a experimentar nuevos acontecimientos y dispuesto a ser cambiado por ellos.
  • 2. Olvídate de lo bueno. Lo bueno es una medida conocida; es aquello en lo que todos estamos de acuerdo. Crecer no es algo necesariamente bueno. El crecimiento es una exploración intermitente que no necesariamente nos llevará a lo que estamos buscando. Mientras te apegues a lo bueno, nunca alcanzarás el verdadero crecimiento.
  • 3. El proceso es más importante que el resultado. Cuando el resultado conduce al proceso, sólo llegaremos a donde ya hemos estado. Si el proceso conduce al resultado, quizás no sabremos a dónde vamos, pero sabremos que queremos estar ahí.
  • 4. Ama tus experimentos (como amarías a un hijo feo). La emoción es el motor del crecimiento. Goza la libertad de considerar tu trabajo como maravillosos experimentos, intentos, ensayos y errores. Adopta un enfoque de largo plazo y permítete todos los días la diversión de fracasar.
  • 5. Profundiza. Entre mayor profundidad alcances, más probable será que encuentres algo valioso.
  • 6. Captura los accidentes. La respuesta incorrecta es la respuesta acertada en busca de una pregunta diferente. Acumula respuestas equivocadas como parte del proceso. Plantéate diferentes preguntas.
  • 7. Estudia. Un estudio es un lugar para estudiar. Utiliza la necesidad de producir como una excusa para estudiar. Todos se beneficiarán.
  • 8. Divaga. Permítete divagar sin propósito. Explora lo colindante. Evita los juicios. Deja la crítica para después.
  • 9. Comienza donde sea. John Cage nos dice que el no saber dónde comenzar es una forma común de parálisis. Su consejo: comienza donde sea.
  • 10. Todos somos líderes. El crecimiento ocurre. En el momento en que se dé, déjalo surgir. Aprende a seguir a otros cuando tenga sentido. Permite que cualquiera dirija.
  • 11. Cosecha ideas. Limita las aplicaciones. Las ideas necesitan de una dinámica, de un flujo, de un ambiente generoso para sobrevivir.
  • 12. No dejes de moverte. El mercado y su dinámica tienen la tendencia a reforzar el éxito. Resístelo. Permite que el fracaso y la capacidad de cambio sean parte de tu práctica.
  • 13. Desacelérate. Apártate de la sincronía de los marcos de tiempo establecidos y te sorprenderán las oportunidades que se presentarán.
  • 14. No seas “cool”. “Cool” es el temor conservador vestido de negro. Libérate de los límites de esta naturaleza.
  • 15. Haz preguntas tontas. El crecimiento se alimenta del deseo y de la inocencia. Valora la respuesta, no la pregunta. Imagínate aprendiendo a lo largo de tu vida al ritmo de un niño.
  • 16. Colabora. El ambiente que prevalece entre la gente que trabaja en equipo está lleno de conflictos, fricciones, discordias, gozos y un vasto potencial creativo.
  • 17. _____________. Intencionalmente conservado en blanco. Deja espacio para las ideas que aún no has tenido y para las ideas de otros.
  • 18. Desvélate. Cosas extrañas ocurren cuando has ido muy lejos, cuando llevas mucho tiempo despierto, has trabajado demasiado y estás aislado del resto del mundo.
  • 19. Trabaja la metáfora. Cada objeto tiene la capacidad de representar algo distinto de lo que aparentemente es. Trabaja en lo que representa.
  • 20. Asegúrate de correr riesgos. El tiempo es algo genético. El hoy es hijo del ayer y padre del mañana. El trabajo que haces hoy creará tu futuro.
  • 21. Repítete. Si te gusta, hazlo otra vez. Si no te gusta, hazlo otra vez.
  • 22. Inventa tus propias herramientas. Haz híbridos con tus propias herramientas para construir cosas únicas. Aun las herramientas más sencillas pueden construir avenidas completamente nuevas para la exploración. Recuerda que las herramientas amplifican nuestras capacidades, y que la más pequeña de éstas puede hacer una gran diferencia.
  • 23. Súbete a los hombros de los demás. Puedes viajar más lejos montado en los logros de quienes te han precedido. Y desde ahí, la vista es mucho mejor.
  • 24. Evita el software. El problema con el software es que todo el mundo lo tiene.
  • 25. No limpies tu escritorio. Podrías encontrar por la mañana algo que no pudiste ver esta noche.
  • 26. No participes en concursos en busca de reconocimiento. Simplemente no lo hagas. No es bueno para ti.
  • 27. Sólo lee las páginas del lado izquierdo. Marshall McLuhan lo hacía. Si disminuimos la cantidad de información, dejamos espacio para lo que puede ser nuestra “ronchita”.
  • 28. Crea nuevas palabras. Expande el léxico. Las nuevas condiciones demandan nuevas formas de expresión. La expresión genera nuevas condiciones.
  • 29. Piensa con la mente. Olvida la tecnología. La creatividad no es un objeto-dependiente.
  • 30. Organización = Libertad. La verdadera innovación en diseño, o en cualquier otro ámbito, ocurre en un contexto. Ese contexto es una suerte de empresa manejada como cooperativa. Frank Gehry, por ejemplo, sólo es capaz de crear Bilbao porque su estudio lo tiene contemplado en el presupuesto. El mito de una separación entre los “creativos” y los “de traje” es lo que Leonard Cohen define como un “encantador artefacto del pasado”.
  • 31. No pidas dinero prestado. Nuevamente, es un consejo de Frank Gehry. Al mantener el control financiero, mantenemos el control creativo. Esto no es exactamente ciencia espacial, pero es sorprendente lo difícil que resulta mantener esta disciplina y cuántos han fallado en ello.
  • 32. Escucha con atención. Todo colaborador que entra en nuestra órbita trae consigo un mundo más extraño y complejo de lo que jamás hubiéramos imaginado. Al escuchar el detalle y la sutileza de sus necesidades, deseos o ambiciones, hacemos coincidir su mundo con el nuestro y ninguna de las partes volverá a ser la misma.
  • 33. Haz visitas de campo. La amplitud del mundo es mucho más grande que la de tu televisor o Internet; más profunda, interactiva, rentable y dinámica que cualquier ambiente simulado en computadora en tiempo real.
  • 34. Comete errores más rápido. Esta no es mi idea; la pedí prestada. Creo que pertenece a Andy Grove.
  • 35. Imita. No seas tímido al respecto. Intenta llegar tan cerca como puedas. Nunca recorrerás todo el camino, y la separación puede resultar realmente sorprendente. Sólo necesitamos observar a Richard Hamilton con su versión del gran vaso de Duchamp para ver lo rica, desacreditada y desaprovechada que es la imitación como técnica.
  • 36. Improvisa. Cuando se te olviden las palabras, haz lo que Ella Fitzgerald: inventa algo más … pero no palabras.
  • 37. Rómpelo, estíralo, flexiónalo, estréllalo, quiébralo, dóblalo.
  • 38. Explora la otra orilla. Existe una gran libertad cuando evitamos adoptar el paquete tecnológico. No podemos encontrar la otra orilla porque estamos parados sobre ella. Intenta utilizar equipo con tecnología que se ha tornado obsoleta por un ciclo económico, pero que aún posee un rico potencial.
  • 39. Los descansos para tomar café, los viajes en taxi, son invernaderos. El verdadero crecimiento con frecuencia ocurre fuera de los espacios en los que intentamos que se dé; en espacios poco ortodoxos — lo que el Dr. Seuss llama “el lugar de espera”. Hans Ulrich Obrist una vez organizó una conferencia sobre ciencia y arte con toda la infraestructura de una conferencia — recepción, pláticas, comidas, llegadas al aeropuerto — lo único que no hubo fue conferencia. Aparentemente el experimento fue altamente exitoso y gestó un ambiente de colaboración que aún persiste.
  • 40. Evita marcar áreas. Sáltate las trancas. Las fronteras de la disciplina y los ambientes regulatorios son intentos de controlar la tormentosa vida creativa. Comúnmente son esfuerzos entendibles para ordenar los procesos evolutivos complejos. Nuestro trabajo es saltar trancas y atravesar campos.
  • 41. Ríete. La gente que visita nuestro estudio con frecuencia comenta sobre cuánto nos reímos. Desde que soy consciente de ello, lo utilizo para medir qué tan cómodamente nos estamos expresando.
  • 42. Recuerda. El crecimiento sólo es posible como producto de la historia. Sin memoria, la innovación se convierte en mera novedad. La historia da rumbo al crecimiento. Pero la historia nunca es perfecta. Cada recuerdo es una imagen degradada o recompuesta de un momento o acontecimiento previo. Esto es lo que nos hace conscientes de que se trata del pasado, y no del presente. Ello significa que cada recuerdo es nuevo, que se trata de algo diferente de su fuente y con un gran potencial de crecimiento propio.
  • 43. Dale el poder a la gente. El juego sólo puede ocurrir cuando la gente siente que tiene el control sobre su vida. No podemos ser agentes libres si no somos gente libre.